Sitios más atrevidos para tener sexo

Tener sexo en la casa proporciona comodidad y permite a los amantes controlar el ambiente de la forma que más les parezca. Sin embargo hay momentos en la vida en el que ser espontaneo y atrevido proporciona resultados verdaderamente excitantes, y es que la emoción de ser observados o de estar infringiendo las reglas eleva la adrenalina convirtiendo una relación sexual en una completa fantasía orgásmica.

Las parejas consideradas como altamente eróticas disfrutan de espacios poco comunes para llevar a cabo el acto sexual y rendirse al goce y placer que proporciona un encuentro de este tipo. Correr los riesgos necesarios es una de las claves para poder disfrutar a plenitud una relación sexual en sitios prohibidos, en lugares en que sería muy poco común realizarlo. A continuación se presentan los sitios más atrevidos para tener sexo:

Dentro del automóvil: es un lugar donde muchos han imaginado tener una fantasía erótica, hacer el amor dentro del automóvil proporciona un grado alto de adrenalina, por diversos factores, como el de poder ser observados por personas que pasan o como ser sorprendidos por la ley. Aunque el espacio sea un factor a considerar, no impide que los orgasmos salgan a flote más pronto. Dentro de las ventajas de tener sexo dentro del automóvil esta que se puede dirigir con facilidad a un sitio seguro y en el mejor de los casos si los vidrios están polarizados, se puede realizar hasta en sitios más concurridos, siempre y cuando no se altere el orden.

En la piscina: un sitio muy concurrido, pero cuando los amantes son muy atrevidos no impide que se pueda realizar un encuentro sexual. Tener sexo en una piscina no es tan fácil como pareciera, hay que cuidar en todo momento de no ser sorprendido, pero hay que tomar en cuenta de que el agua facilita el realizar posiciones que en la cama serían más difíciles hacer, por estas razones los riesgos no son nada comparado con lo que se puede llegar a experimentar.

En el cine: un sitio verdaderamente difícil tanto por la presencia de muchas personas, como el de cuidar por no hacer ruidos mientras se vive una experiencia inolvidable. Hay cines que tienen asientos más sofisticados que dan más comodidad y por qué no decirlo, pueden ser utilizados para realizar el sexo más atrevido que puedas experimentar. La oscuridad se convierte en aliado para no ser sorprendidos.

En baño público: estos sitios son más abundantes y proporcionan un poco más de privacidad, aunque no sea tan necesario. Hay quienes logran disfrutar de un buen sexo casual dentro de los baños de un restaurante, una parada del metro, incluso dentro una discoteca. El grado de excitación es elevado rápidamente ya que generalmente son sitios de mucho uso y que la sensación de ser sorprendidos es alta, pero esto ayuda a encontrarle un mayor placer al sexo. Hay baños con diseños más                amplios y con repisas en la que se pueden realizar muchas posiciones eróticas y tener más orgasmos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *